¡Hola entrenadores/as!

Si habéis estado atentos a nuestro perfil de Twitter, sabréis que en los últimos días hemos tenido la oportunidad de probar en profundidad Pokémon Let’s GO. Este juego, que salió a la venta el pasado 16 de Noviembre, supone una vuelta a Kanto de una manera nostálgica a la par que innovadora ¿Quieres saber más sobre Pokémon Let’s GO? ¡Sigue leyendo!

Como hay mucho de qué hablar (y nos dejaremos muchas cosas en el tintero) vamos a estructurar este artículo de la siguiente manera:

  • Antecedentes: Pokémon Amarillo y otras visitas a Kanto: un poco sobre la historia de Pokémon Let’s GO y de dónde viene.
  • Pokémon Let’s GO: Pokémon en estado puro: repaso de las cosas que más nos han gustado y nos han llamado la atención.
    • ¡Kanto en general!: cómo se ve el juego, qué sorpresas esconden los Pokémon, etc.
    • ¿Es demasiado fácil?: os hablamos sobre uno de los principales debates del juego y os damos ideas para adaptar la dificultad en función a vuestros gustos.
    • Cambios en los Pokémon: Características: ausencia de habilidades, estadísticas generales, etc.
      • Mejorar nuestras opciones: rachas de captura: cómo conseguir Pokémon fuertes y shiny.
      • Conseguir naturalezas específicas: la adivina de Ciudad Azulona.
  • Conectividad con Pokémon GO: consiguiendo a Meltan.

Podéis bajar hasta encontrar la parte que os interesa. Si no queréis comeros spoilers, os recomendamos leer únicamente la parte de Antecedentes. Dicho esto… ¡Empezamos!

Antecedentes: Pokémon Amarillo y otras visitas a Kanto

Para entender bien Pokémon Let’s GO necesitamos remontarnos a 1998 ¡Hace nada menos que 20 años! Concretamente al 12 de Septiembre, momento en el que Pokémon Amarillo salió a la venta en Japón (aunque en Europa no lo jugaríamos hasta el año 2000).

La principal novedad que ofrecía esta versión frente a sus predecesoras (Rojo, Azul y Verde) era una mayor relación con el Anime, que se estaba popularizando y, además, romper con la dinámica del inicial (Bulbasaur, Squirtle o Charmander) teniendo como compañero a Pikachu de la misma manera que ocurre en Let’s GO, acompañándonos fuera de su PokéBall.

Sin embargo, no han sido pocas las ocasiones en las que hemos tenido la oportunidad de visitar esta región; lo hemos podido hacer en títulos como Pokémon Oro, Plata y Cristal, Rojo Fuego y Verde Hoja u Oro HeartGold y Plata SoulSilver. Todas ellas con diferentes variaciones e interpretaciones de la región (como por ejemplo las Islas Sete). No es la única vez que Nintendo ha puesto sobre la mesa reinterpretaciones de antiguas ediciones, siendo la más reciente (sin contar Let’s GO) Rubí Omega y Zafiro Alfa.

Con el anuncio de un Pokémon para Switch, internet explotó. Literalmente. La gente llevaba años esperando poder jugar a un Pokémon de la saga principal en su televisión y por fin iba a hacerse realidad. Tsunekazu Isihara (el presidente de The Pokémon Company), tras hablar de Pokkén (un juego de lucha Pokémon también para Nintendo Switch) soltaba la bomba:

¡Game Freak estaba trabajando en un RPG de la saga principal para la nueva consola! Los detalles fueron llegando poco a poco y, con ellos, las primeras filtraciones (creo que todos recordamos aquella imagen de Lapras que surcó todos los rincones de internet) aunque, a medida que conocíamos detalles, también aparecieron las dudas y las críticas: ausencia de habilidades y combates aleatorios contra Pokémon salvajes, imposibilidad de luchar contra entrenadores desconocidos por internet o falta de GTS… hablaremos de todo ello más adelante.

Pokémon Let’s GO: Pokémon en estado puro

¡Kanto en general!

Quizás el detalle más espectacular de nuestra llegada a Kanto es la manera en la que nos relacionamos con los Pokémon en esta ocasión: ¡Nos están rodeando! Y no sólo eso, sino que además también nos acompañan. Nuestro compañero (Eevee o Pikachu) irá subido a nosotros durante toda la aventura, pero además, podremos hacer que otro Pokémon nos siga o incluso nos lleve.

¡Hay muchísimas opciones! Nosotros hemos probado unas cuantas y, sin lugar a duda, aunque sea especialmente lenta, hemos encontrado nuestra opción favorita:

En cuanto a la historia, no os esperéis demasiados cambios respecto a Pokémon Amarillo: es prácticamente lo mismo aunque el apartado gráfico (pese al reciclaje) hace que se disfrute muchísimo. El juego es realmente colorido y visualmente muy bonito.

¿Es demasiado fácil?

No os vamos a engañar: el juego ofrece muchas opciones para que sea fácil, pero -a nivel personal- no observamos una menor dificultad en comparación con entregas como Ultra Sol y Ultra Luna. Aún así, si queremos plantearnos retos y disfrutar de la versión más desafiante del juego, os proponemos varias cosas:

  • No utilizar a nuestro inicial: con los IVs al máximo por defecto, nuestro compañero (Eevee o Pikachu) es una auténtica máquina destrozando a los Pokémon de los rivales.
  • Atrapar sólo lo imprescindible: obtenemos experiencia atrapando Pokémon así que si queremos que el juego sea un reto, cuando menos atrapemos, mejor.
  • No realizar rachas de captura: el bonus de experiencia es bastante generoso y facilita mucho subir de nivel.
  • No utilizar caramelos: los caramelos facilitan terriblemente los combates, ya que nos permiten aumentar características específicas de cada Pokémon.

Además, a lo largo de la región de Kanto, os encontraréis combates opcionales contra entrenadores realmente fuertes que merece la pena librar ¡Sobre todo para los jugadores más competitivos!

Cambios en los Pokémon: Características

Una de las decisiones más polémicas entorno a este juego, fue la decisión de no incluir habilidades. Si bien es cierto que Pokémon Amarillo no contaba con habilidades, eran una parte muy importante dentro de los combates Pokémon. No obstante, el resto de elementos se mantienen (IVs y Naturaleza) aunque con una gran variación: ya no existen los EVs, en su lugar, deberemos alimentar a nuestros Pokémon con caramelos que potenciarán sus habilidades. La pantalla de Datos de nuestros Pokémon es así:

Además, con la función Juez (que obtendremos en un punto concreto de nuestra aventura) podremos comprobar los IVs desde los datos del Pokémon: 

Mejorar nuestras opciones: rachas de captura

Pero… ¿Cómo conseguimos un buen Pokémon? Para ello, debemos recurrir a las rachas de captura o cadenas de Pokémon. Las rachas son, nada más y nada menos, lo que su propio nombre indica: sesiones de juego en las que lo único que hacemos es atrapar una y otra vez al mismo Pokémon ¿Y qué conseguimos con ello? Principalmente, dos cosas:

  • Mejorar sus características: según vayamos haciendo la cadena más y más larga, obtendremos mejoras en las características de los Pokémon que vayamos atrapando.
  • Aumentar la posbilidad de un Pokémon shiny: sí, habéis leído bien, hacer cadenas de Pokémon aumenta la probabilidad de encontrarnos su versión variocolor ¡Pero recordad que no podremos enviarlos a Pokémon GO!

Además de estas dos ventajas, obtendremos mayor número de caramelos y objetos así como más experiencia según atrapemos más y más Pokémon. Si queréis información detallada sobre las recompensas y la probabilidad de encontraros Pokémon shiny, Pokexperto ha preparado información que recomendamos encarecidamente leer pinchando aquí. Otras como Serebii también han redactado información que merece la pena leer (eso sí, en inglés).

A modo de resumen, podemos deciros que si hacéis una racha mayor de 31 Pokémon con el Amuleto Iris en vuestro poder mientras usáis una colonia, la posibilidad de encontrar un Pokémon shiny es de 1 entre 273 (normalmente es 1 entre 4096).

Conseguir naturalezas específicas

Al no existir crianza ni habilidades (como Sincronía), deberemos recurrir a la adivina de Ciudad Azulona (está en el Centro Pokémon) para poder conseguir Pokémon de una determinada naturaleza. Para ello, pagaremos 10.000 y contestaremos a unas preguntas. Tenéis el listado de respuestas por naturaleza aquí.

Conectividad con Pokémon GO

Aunque hicimos un artículo específico sobre esto hace unos días, creemos que es positivo volver a repetirlo aquí. Como ya sabréis, Pokémon Let’s GO tiene más relación con Pokémon GO que el estilo de captura: podemos sincronizar ambos juegos y enviar Pokémon desde nuestro smartphone a nuestra consola (pero no al revés). Esto nos dará una serie de recompensas en Pokémon GO y, entre ellas, la tan deseada Caja Misteriosa.

Antes de explicaros cómo conseguirlo, os explicaremos el funcionamiento general de la Caja Misteriosa:

  • Sólo se puede abrir cada 7 días: decimos abrir y no recibir porque la caja, tras la primera conexión, permanece en tu inventario. Tú decides cuando abrirla pero, tras hacerlo, deberás esperar 7 días para volverla a activar.
  • Funciona como un incienso: una vez activada, serás rodeado por un aura plateada que hará que varios Meltan (10) aparezcan bajo tus pies en un intervalo de 30 minutos ¡Fíjate bien porque son muy pequeños!
  • Podéis compartir con vuestros amigos: exacto; hasta donde sabemos (y según indica el propio juego) no hay límites a la hora de conectar cuentas de Pokémon GO a nuestra consola, así que podéis aprovecharos de un amigo que tenga el juego para conseguir a Meltan.
  • Meltan es intercambiable y se puede poner en gimnasios: pese a que tanto Meltan como Melmetal son Pokémon Míticos, parece que sus características peculiares (que existan muchos Meltan y no sea un individuo único como el resto de legendarios) permiten que este Pokémon tenga acceso a intercambios y combates de gimnasio ¡Aprovechad!
Curiosidad: la música que oímos en GO Park es una versión mejorada (y orquestada) de la música de Pokémon GO.

Una vez aclarados estos puntos, os explicamos cómo obtenerlo. El primer paso -e imprescindible- es avanzar lo suficiente en vuestra partida como para llegar a Ciudad Fucsia. Una vez allí, comprobaréis cómo la Zona Safari ha sido sustituida por una instalación llamada GO Park.

Aunque existen más opciones (visitad la otra guía para leerlo en detalle) nos centraremos en obtener a Meltan. Lo primero que debéis hacer es ir a las opciones de Pokémon GO y sincronizar vuestra Nintendo Switch con el juego.

Una vez hecha la vinculación y elegida la primera opción que nos da el NPC tras el mostrador (Transferir un Pokémon) el juego nos preguntará a qué GO Park enviaremos los Pokémon que queremos transferir. Seleccionamos el que queramos y continuamos:

   

La última de las pantallas, aparecerá cuando hayamos seleccionado los Pokémon que queramos transferir en nuestra cuenta de Pokémon GO ¡Ojo! Los Pokémon que tengamos marcado como favoritos no aparecerán como seleccionables.

Para ello, con el Bluetooth activado, seleccionamos el icono de Switch (que deberemos haber sincronizado previamente desde las opciones de Pokémon GO) y, a continuación, escogemos qué Pokémon queremos transferir a Let’s GO.

Cuando hayamos transferido el o los Pokémon al GO Park, obtendremos recompensas en Pokémon GO (experiencia y una Caja Misteriosa). En nuestra Nintendo Switch aparecerá el siguiente mensaje:

Como habrás observado en las imágenes, necesitaremos 400 caramelos para obtener a Melmetal por lo que os recomendamos utilizar las Baya Pinia que podáis para haceros con este Pokémon Mítico.

Si tenéis alguna duda sobre el proceso o queréis ver un vídeo sobre cómo funciona, podéis hacerlo pulsando aquí (en inglés).

¡Y eso es todo!

Si tenéis cualquier duda, pregunta o queréis compartir vuestras impresiones y experiencias con Pokémon Let’s GO os animamos a hacerlo tanto en la sección de comentarios como en el Foro ¡Hasta la próxima!

1994. Escribo para GO Hub mientras termino mis estudios universitarios 📝 ¿Te gusta lo que lees? ¡Invítame a un café en la "P" de abajo! ☕️

3 Comentarios

  1. Hay pokemones que son exclusivos de cada una de las versiones (eevee y picachu) se puede usar la conexión con el pokemon go para conseguir los pokemones exclusivos de la versión opuesta?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here